QUÉ ES LA #IDENTIDAD #VISUAL #CORPORATIVA Y POR QUÉ LA #NECESITA TU #MARCA

Estándar

 by  · in Comunicación corporativa,EstrategiasMarca personalMarcasMarketing. ·

¿Sabías que el 80% de la información que percibimos a diario entra al cerebro humano a través de los ojos? Por tanto, a la hora de comunicar, las imágenes, formas, colores y diseños son tan importantes o más que las letras.

Todo comunica, son dos palabras grabadas a fuego entre los profesionales de los departamentos de comunicación y marketing.

Si sabemos que la comunicación también es visual, ¿cómo se comunica visualmente una empresa o marca, o tu propia marca personal? ¿Qué es la identidad visual corporativa y por qué es importante?

identidadvisual_3D

Qué es la Identidad Visual Corporativa y cómo se crea

La identidad visual son todos los signos y elementos por los que se consigue una identificación visual única y universal de una marca. Esto abarca desde el diseño industrial, arquitectónico o ambiental al diseño gráfico. Y desde el logotipo, tarjetas comerciales,vallas publicitarias, emblemas, diseño de vehículos, merchandising, diseño de los puntos de venta, hasta el vestuario de los trabajadores. Todo comunica y todo ayuda a crear una identidad visual coherente de la empresa.

Hay dos formas de crear una identidad visual corporativa:

  1. Improvisar
  2. Planificar

Dicen que la improvisación es un arte, pero la planificación puede ser una ciencia exacta.

Si decidimos planificar, debemos tener en cuenta  que un diseño estratégico es parte de la estrategia global de comunicación. Crear una Identidad visual corporativa es un proceso para lograr que todas las manifestaciones visuales con las que una corporación se presenta al mercado y a la sociedad, sus productos, servicios y comunicaciones, respondan de forma coherente a la estrategia global de la empresa.

De esta forma, el diseño no es una simple expresión artística sino quetiene un sentido y una misión.

camper

5 pasos para construir la identidad de una marca o empresa

Antes de lanzarnos a crear un Manual de Identidad Visual Corporativa, hay que tener clara una respuesta: ¿Cuál es la identidad de tu marca o empresa?

En palabras de Joan Costa, lo primero es localizar el ADN de la corporación, que es lo que define quién es, qué hace y donde está.

La identidad se define en 5 niveles:

  1. Identidad Cultural: Definir la cultura que rodea a la organización, es decir, los valores, experiencias, creencias, emociones con los que el consumidor se puede identificar para generar una respuesta o un cambio de conducta hacia la marca/empresa. Las fórmulas para implicar al consumidor pueden ir desde crear productos interactivos, personalizar el producto hasta fórmulas que estimulen sus cinco sentidos.
  2. Identidad Verbal: Definir el nombre de la empresa y de sus productos para identificar verbalmente a la marca.
  3. Identidad Visual: Definir el símbolo que identifica visualmente a la empresa, como el logotipo.
  4. Identidad Objetual: Definir una unidad de estilo y diseño para todos los productos que sean reconocibles al tacto. Como la forma de una lata de Coca-Cola o  la peculiaridad de un coche Smart.
  5. Identidad Ambiental: Definir una  ‘arquitectura corporativa’ para el lugar donde se encuentre la empresa, las sucursales, puntos de venta, sedes, etc. Que sea acorde a la imagen global de la empresa.  El factor ambiental comunica la identidad de la empresa a través de elementos como el diseño de los espacios, los colores, la iluminación, el olor, la música ambiente, la atención al cliente, el servicio, o la propia ubicación del establecimiento dentro de la ciudad. Todo comunica.

Sólo una vez que la marca o empresa tiene clara su identidad puede desarrollar una estrategia de comunicación y de imagen acorde para proyectar esa identidad y posicionarla en la mente de los consumidores. El Director o responsable de comunicación es el guardián de esa imagen y el encargado de hacer que tenga coherencia en los 5 niveles.

Una marca personalizada es el secreto para vivir más de 100 años

marca-personalizada-AEG-secreto-vivir-anos

La empresa alemana AEG fue la precursora en el año1908 de lo que hoy llamamos Identidad Visual Corporativa.  Su director general Emil Rathenau se dio cuenta de lo importante que era que toda la empresa respondiera a una misma identidad visual acorde al espíritu corporativo.

Contrató entonces alsociólogo Neurath y al artista y diseñador industrial Behrens, que realizaron un diseño unificado de las oficinas, edificios, folletos y anuncios de la empresa, pasando del diseño de signos individuales, al diseño de sistemas de signos, o programas de identidad visual corporativa.

Como expone Joan Costa en este artículo, fue en aquel momento cuando por primera vez se pensó más en la imagen de la empresa que en el producto. El resto del mundo aplicó esta idea 50 años más tarde y hoy a ninguna compañía se le ocurre actuar sin un concepto corporativo bien desarrollado. Para AEG, la marca personalizada ha sido su secreto para vivir más de 100 años.

Ejemplos de Manuales de Identidad Visual Corporativa

Evidentemente, grandes empresas como Apple, Skype, McDonald`s, Evernote, Ford o Sony lo desarrollan. Aquí podemos encontrar 20 manuales de identidad visual corporativa en pdf de las empresas citadas.

A nivel nacional podemos encontrar otros ejemplos disponibles en pdf como el Manual de Identidad Visual Corporativa del Sevilla F.C., el Manual de Identidad Visual de la Universidad de Murcia o el Manual de Identidad Visual Corporativa de la empresa Provilsa.

 

Fuente del Artículo

Anuncios

#5 COSAS QUE DEBES HACER ANTES DE #LANZAR TU #EMPRESA A LAS #REDES #SOCIALES.

Estándar

Hoy parece que todas las marcas quieren estar en Facebook y Twitter, experimentar en Instagram y hacerse un perfil en Linkedin porque queda muy profesional, pero ¿saben para qué sirve estar en las redes? ¿Saben qué quieren conseguir?  ¿Saben cómo medir los resultados de esa comunicación?

Si tienes claras las respuestas y vas a comenzar a comunicar las acciones de tu marca en las redes sociales, entonces te propongo un ejercicio de reflexión antes de dar el gran salto y ponerte a abrir cuentas aquí y allá.

Las claves las he encontrado en esta Guía Community Manager: Gestión de redes sociales en un mundo excesivamente conectado, editado porMaestros del web y que se puede descargar gratis en pdf. (Me reitero en la importancia de este conocimiento libre y abierto del que ya hablé en otra ocasión).

¿Qué debes hacer antes de lanzarte a la comunicación en las redes sociales?

1. Conoce a fondo tu marca: El primer paso es básico para estar preparado y de él depende todo lo demás. Conocer la empresa implica no sólo saber quién es, qué hace y dónde está sino saber qué opina la marca de sí misma, con qué valores se identifica y que imagen quiere transmitir a su público

2. Establece los objetivos: Estos objetivos son tanto los específicos acorto plazo (promocionar un producto o servicio, atender al cliente, dirigir tráfico hacia el sitio web, etc.), como los objetivos generales que se conseguirán a largo plazo (crear una buena reputación online, crearcomunidadreconocimiento de marca, etc.). Nunca los pierdas de vista porque, recuerda, si no sabes a dónde vas, no sabes cuándo llegarás.

3. Define el tono y el lenguaje: Este punto es importante y muchas empresas lo pasan por alto. ¿Cómo te quieres dirigir a tu audiencia? La mayoría de recomendaciones giran en torno al tono y apuestan por sercercano, pero siempre educado y con respeto.

Pero ¿cómo se consigue ser cercano, por ejemplo? Yo apuesto por darle valor a la palabra conectar, que significa interactuar: Si te preguntan, responde. Conocer a tus seguidores e interesarte por ellos. Hay que tener presente que aunque trabajemos enfrente de una pantalla, detrás de ella siempre hay personas.

4. Observa a la competencia: Lo que hacen tus competidores y compañeros de sector te puede aportar información muy valiosa, y ya sabemos que la información es poder. De sus acciones puedes sacar tanto las cosas que hacen bien y puedes tomar como ideas (que no copiar…) y saber a qué amenazas te enfrentas, como las cosas que no hacen o hacen mal y pueden ser oportunidades competitivas para tí.

5.Prepárate para cualquier crisis online: En las redes sociales la exposición es mayor y cualquier pequeña cosa se hace grande en cuestión de segundos. Puede que no sea necesario elaborar un completo Manual de crisis corporativa de lo que hablé en otro post, pero sí hay dos cosas fundamentales que debemos saber:

  • Conocer el proceso de comunicación interna (a quién avisar si la cosa se pone seria…) y n
  • o quedarse de brazos cruzados (de toda crisis se saca una oportunidad, mientras lo resuelves, anotalo todo y monitoriza qué ha ocurrido y cómo se soluciona).

¿Cómo puedo estar preparado? Y aquí la respuesta no es otra que haber hecho los deberes del punto 1: Conocer a fondo la marca. ¿Crees que todo tiene sentido?

También lo he resumido en una pequeña infografía que espero te guste.


Fuente del Artículo.

 

5 PUNTOS FUNDAMENTALES PARA LOGRAR INVOLUCRAR A LA GENTE EN TUS REDES SOCIALES

Estándar

Aunque la participación no es exactamente el propósito de las redes sociales, es sin duda un ingrediente importante para el logro de resultados que afectan a nuestro objetivo final.

Con tantas personas y empresas que inundan las redes sociales con sus mensajes, abrirse paso y hacer que la gente realmente se involucre en tu conversación puede convertirse en una tarea desalentadora y dura y no tiene porqué serlo.

A continuación te presentamos cinco puntos fundamentales para lograr involucrar a la gente en tus redes sociales:

1. TIENES QUE CONOCER A TU PÚBLICO OBJETIVO.

Definir el público objetivo, es quizás el paso más importante para cualquier campaña de marketing en redes sociales, sin embargo, mucha gente parece saltarse esta parte del proceso. Para involucrar a tu audiencia es fundamental, antes de nada, saber quiénes son por la sencilla razón de que su enfoque debe desarrollarse según a quién tu mensaje está destinado a alcanzar.

Obviamente, los datos demográficos de tu audiencia son importantes, pero hay que ir un paso más allá y preguntarse: ¿Cuál es la forma de pensar de mi público objetivo?

¿Qué creencias y valores sostiene tu público?

¿Pertenecen a un estrato social determinado?

¿Cómo describirías sus hábitos de compra?

¿Cuál es la percepción de tu marca con respecto a las marcas de tus competidores?

¿A quién acuden para recibir recomendaciones o aprobación en el proceso de compra?

¡Eso es sólo el comienzo! Si no se ha creado un perfil de cliente – una imagen clara de su cliente en base a la demografía y perfil psicológico- para su negocio, es mejor que lo haga antes de saltar en las redes sociales.

2. MANTENER UNA BUENA IMAGEN DE LA MARCA

Al final del día, la marca se reduce a la experiencia de todos y cada uno de los clientes de tu negocio- cada anuncio, cada interacción con el servicio al cliente, cada visita a su tienda, y así sucesivamente. Es obvio que lo mejor es, que esas experiencias en general, sean positivas, porque eso conduce a la lealtad a la marca, lo que contribuye en gran medida a la imagen de tu negocio( es la clave para la retención de clientes y para que se den unas buenas referencias boca a boca).

La buena imagen es tan imprescindible en las redes sociales como lo es fuera de ellas. Obviamente, hay que asegurarse de que sus cuentas en las redes sociales están marcadas con los logotipos reconocibles e información para que la gente pueda verificar fácilmente que son oficiales. Además, tus mensajes online offline deben seguir el mismo discurso porque hay pocas cosas peores que ser incapaz de cumplir con algo que un cliente reclama haber visto en tu perfil en Internet.

3. ESTRECHA TU OBJETIVO

Hay un montón de canales de redes sociales disponibles y tratar de elegir en que redes tu compañía debe estar presente puede ser abrumador. La consideración más importante que debes hacer nos lleva de vuelta al punto 1 – conoce a tu público. Si el público no está en Pinterest o Instagram, entonces no hay razón para que estés ahí.

Es recomendable empezar con dos a tres para evitar abarcar demasiado. Es mucho mejor tener una presencia fuerte y muy activa en pocas redes, que una mediocre presencia en cinco o seis.

4. FOMENTAR Y PARTICIPAR EN CONVERSACIONES

Puedes contar absolutamente todo en las redes sociales, pero es muy probable que esto no mejore los resultados que buscas. Lo eficaz en los medios de comunicación social es mantener conversaciones y esto requiere un equilibrio entre hablar y escuchar.

Involucrar a la audiencia tiene que ver con la creación de conversaciones, así como involucrarse en  conversaciones que ya se están produciendo. Si consigues posicionarte en las conversaciones como una autoridad dentro del sector, tu contenido comenzará a ser visto por tu audiencia como único y útil.

Busca chats de Twitter con gente influyente, involúcrate en grupos de LinkedIn y Facebook de tu sector, deja comentarios en blogs populares, y crea contenido propio para tu blog corporativo.

5. CORRESPONDE A TU AUDIENCIA

La reciprocidad es vital en las redes sociales, pero eso no significa necesariamente  que lo recíproco siempre sea lo más apropiado. No tienes que seguir a cada persona que interactúa contigo en Twitter o Facebook (de hecho, recomiendo que no lo hagas) pero sí debes hacer un esfuerzo para seguir a otros usuarios que complementen tu negocio o ayuden a incrementar el alcance de tu red. Es fundamental en las redes sociales dar y recibir.

PACIENCIA, CONSISTENCIA Y OBJETIVOS

Si como empresa has incorporado recientemente las redes sociales a tu plan de marketing digital, puede que te sientas un poco torpe al principio. Date tiempo para entrar en el ritmo de las redes. A medida que avances, sigue a empresas de tu sector, aprende de otras que veas que han tenido éxito con el marketing en redes sociales.

Tus esfuerzos en este ámbito van a producir resultados estables, siempre y  cuando se realicen con coherencia y pensando siempre en tu audiencia objetivo. Las redes sociales tienen una enorme curva de aprendizaje, pero el enfoque siempre debe ser el de que se está ante una oportunidad y no un perjuicio. Intenta aprovechar todas las oportunidades que te ofrecen.